Todo mal

Almeyda sólo decidió hacer un cambio respecto al equipo que fue goleado en Monterrey la semana pasada, mandando a la banca a Alanís para darle ingreso a Hedgardo Marín. Horas antes llovió de manera copiosa en Zapopan e incluso llegó a cuestionarse el hecho sobre si el partido podría jugarse, pero la lluvia cesó una hora antes del juego y la cancha pudo recuperarse a tiempo para que se jugara el partido.

Puebla tuvo el primer proyecto de peligro tras un muy mal cobro de tiro de esquina a favor del Rebaño (lo cual ya es una alarmante constante que nuestros tiros de esquina acaben en contragolpe rival) pero una muy buena cobertura del Chapito evitó mayor peligro en nuestro arco, Puebla dejó de manifiesto desde el inicio que a eso iba a jugar.

Al 17 en un tiro de esquina Muñoz para variar salió mal y justamente por ese detalle pasándose en banda tras un balón peinado por Zaldívar fue rematado por Salcido a puerta vacía pero estaba en offside justo por la salida de Muñoz Después el Puebla en una descolgada donde Esparza recibió el balón solo a espalda de la defensa y ya trompicándose Pereira barrió por detrás, sin tocarlo pero el árbitro marcó falta y expulsó a Pereira al ser el último hombre, nos quedamos con 10 a los 20 minutos y todo se complicaba.

Chivas tuvo la siguiente de peligro en otro tiro de esquina, tras otro balón peinado y con Muñoz fuera de combate ya que se quedó amarrado en su arco, Salcido remató como venía pero su remate fue a dar al travesaño. Chivas se replegó un poco más tras la roja y el juego cayó en un letargo y ritmo cansino, Puebla encontró el gol al 42, tras un saque de banda de la cuál vino un centro de Angulo, Acuña le dejó con el pecho el balón (ante una muy complaciente marca del Aris quien trae una baja de juego preocupante) a Zamora que llegó pleno y remató de volea para anotar un golazo. Chivas caía 1-0 y con 10 jugadores, complicadísimo panorama. Chivas buscó contestar con un disparo de media distancia de Zaldívar tras un error defensivo y Muñoz hizo una buena atajada para mandar a tiro de esquina, yéndonos al descanso 1-0 favorable a los camoteros.

Chivas se vio inoperante, con diez y con poco al frente, no encontraba manera de hacerle daño al sector defensivo del Puebla, arriesgando con los cambios prescindiendo de un contención pero sin encontrar ritmo ni ideas para generar peligro. Los cambios no funcionaron ya que Chivas no podía cruzar ¾ de cancha con balón controlado y Almeyda terminó quemándose el último cambio con una enésima oportunidad para la Chofis para buscar hacer algo en el juego. Sólo encontrábamos algo de peligro con balones aéreos y Zaldívar falló una clara quedando solo a segundo poste pero su remate pasó a un lado del arco defendido por Muñoz.

Puebla tuvo su oportunidad de matar el juego con un contragolpe que Angulo culminó con un disparo cruzado que Cota atajó de buena manera para evitar el segundo. El árbitro Roberto Ríos siguió con su show al 82 negándose a marcar un penal sobre la Chofis muy parecido al que la semana pasada le marcaron a Salcido. Pero dicen algunos cerebritos en los medios que el arbitraje ayuda a Chivas. El tiempo pasó y Chivas no pudo generar nada para poner en aprietos al Puebla, consumándose la derrota y terminamos la jornada como sotanero general.

Es difícil mencionar algo sin mencionar el arbitraje que evidentemente hoy nos perjudicó de manera flagrante, es verdad, pero jugando así la realidad es que no vamos a llegar a ningún lado, el equipo se ve endeble en defensa (vamos, la roja de Jair que no era se da en una situación que ni siquiera debió de ser así, para empezar con un delantero rival yéndose libre desde mediocampo) y al frente no se genera nada, la baja de Pulido evidentemente ha pesado más de lo que esperábamos y Zaldívar no es un 9, las pocas que tiene las falla, hoy tuvo una clara y no la supo rematar.

Hay otros casos como el del Aris Hernández quien parece que el hecho de que Ponce se fuera del equipo lo hizo relajar y bajar su nivel de manera notable. Puebla hizo su juego y le salió, pero es alarmante el hecho de perder el juego contra Puebla en casa, es imperdonable. Almeyda tendrá que hacer varias variantes y no solamente una como el día de hoy, probablemente jugar con dos delanteros al frente y también considerar quitar a Salcido como contención titular, jugar con él ahí es dar una ventaja considerable por su evidente falta de velocidad sacando a Orbelín de su zona.

Mucho también se dirá sobre el hecho de que las palabras de Almeyda a media semana sobre el arbitraje dado lo sucedido hoy, pero ojalá haya autocrítica y no enfrascarse en una pelea inútil contra el gremio arbitral que para eso sí es muy solidario.

Guadalajara: Rodolfo Cota, Jesús Sánchez (Chofis López a 69), Hedgardo Marín, Jair Pereira, Edwin Hernández, Carlos Salcido, José Juan Vázquez (Issac Brizuela al 46), Orbelín Pineda, Rodolfo Pizarro, Carlos Fierro (José Juan Macías al 57) y Ángel Zaldívar.

Puebla: Moisés Muñoz, Brayan Angulo, Carlos Gutiérrez (Pablo Cáceres al 62), Oscar Rojas, Erik Pimentel, Alonso Zamora, Hugo Rodríguez, Francisco Acuña, Christian Marrugo, Daniel Guerrero (Patricio Araujo) y Cristian Esparza (Félix Micolta al 73).

Be the first to comment on "Todo mal"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*