Verano 97: Remontada agónica en Toluca

Era la jornada 16 del torneo llamado Verano 97, el Club Deportivo Guadalajara llegó con 28 puntos al estar virtualmente calificado buscaba el primer lugar del grupo 3 y asegurar la segunda posición de la tabla general para tener la ventaja de recibir en casa el partido decisivo en la liguilla. Por su parte el Deportivo Toluca mantenía una esperanza de clasificarse vía repechaje, su cuota de 21 puntos y el hecho de jugar en casa le otorgaba la oportunidad de soñar.

Toluca dirigidos por Juan Manuel Álvarez envió a la cancha a Luis Alberto Islas, Salvador Carmona, Manuel Vidrio, Alberto «Flaco» Macías, Antonio Taboada, David Rangel, Enrique «Vallarta» Alfaro, Marcelino Bernal, Fabián Estay, Carlos María Morales y José Manuel Abundis.

Por su parte Ricardo «Tuca» Ferreti dispuso de Martín «Pulpo» Zúñiga, Noé Zárate, Claudio Suárez, Joel «Tiburón» Sánchez, Camilo Romero, Alberto Coyote, Ramón Ramírez, Paulo César «Tilón» Chávez, Gabriel García, Gustavo Nápoles y Manuel Martínez.

La situación de ambos equipos definió que fueran los locales quienes salieran a buscar el gol desde iniciado el partido. Lo hubieran conseguido si no fuera por una oportuna intervención de Martín Zúñiga quien desvió un peligroso disparo del uruguayo Carlos María Morales.

En el tiro de esquina originado de la jugada anterior, el mismo «Pulpo» Zúñiga salió mal, situación que aprovechó Manuel Vidrio quien de cabeza abrió el marcador apenas al minuto 3′ de partido.

Toluca se mostró dispuesto a cuidar su ventaja, Víctor Ruiz ingresó por Enrique Alfaro y Jesús González por José Manuel Abundis. Por su parte el Guadalajara intentaría buscar el empate y respondiendo a los cambios defensivos de los diablos envió a Sergio Pacheco a la cancha a ocupar el lugar del «Tibu».

Cuando parecía que Luis Islas sería la figura del partido, al minuto 86′ Alberto Coyote con maestría controla con la zurda una pelota elevada e inmediatamente (ahora con la derecha y de tres dedos) envía la pelota para la banda izquierda donde Camilo Romero sin pensarlo y de volea manda un centro al área para que «Gusano» Nápoles ganándole la marca a Macías rematara de cabeza y pusiera el empate en el marcador.

El empate causó la euforia rojiblanca y el enojo de los locales por dejar ir la victoria. Ricardo Ferreti envió a la cancha a Ricardo Guillermo Hernández, el mismo jugador contó después que las palabras de «Tuca» fueron: Entra y mete el gol del triunfo. Como presagio Fabián Estay al sentir la presión rojiblanca retrocedió la pelota para «Flaco» Macías quien nunca pudo controlar e incluso abanicó la pelota en un intento de despejarla, ahí estaba «la Morena» Hernández quien muy aplicado a las instrucciones de Tuca no dudó en disparar desde afuera del área para anotar a nuestro parecer su gol más recordado por la afición rojiblanca, el reloj marcaba el minuto 88′.

Solo faltaba una jornada para terminar la fase regular, aún había que asegurar el segundo lugar general frente a Toros Neza quien sería el próximo rival y solo tenía un punto menos que Chivas.

Be the first to comment on "Verano 97: Remontada agónica en Toluca"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*