Meade-Vergara

El precandidato presidencial José Antonio Meade Kuribeña, al no obtener rating en radio y televisión, por fin encontró un “Tesoro Mediático”, con el cuál podrá obtener popularidad, sólo que se le olvidó apostar por el Equipo de mayor popularidad en México…

En su cuenta de Twitter, el priísta dejó ver al descubierto su pasión hacía el deporte del Fútbol. Él no se refugia en ningún partido político pero…, Sí se cuelga de un partido que disputará el Club más Popular contra uno no tan popular, los Pumas de la Universidad.

En una publicación que hizo el dueño de Chivas, Jorge Vergara, el precandidato tricolor aprovechó para subirse al tren rojiblanco y así darse un paseo por aires futboleros. Quizá muchos dirán que: “Al apostar contra Chivas, acabará por perder más de 40 millones de votos en las próximas elecciones presidenciales”. Eso es algo que jamás sabremos; pero de lo que podemos estar completamente seguros, es de que el político tomó la iniciativa de apostar contra el Equipo con mayor impacto mediático, para darse a conocer en otra faceta, fuera de lo político. A lo que surgirán varias dudas por parte de este mal pensado tecleador:
Si su cariño hacía el Club Universitario era desde hace años,

¿Por qué nunca expresó su pasión y su color antes?
¿Por qué no apostó contra algún otro Club?
¿Por qué al no repuntar en las preferencias electorales, recurre al fútbol y lo hace frente al Equipo con mayor proyección?
¿Será una estrategia política para llegarle a los jóvenes universitarios?
¿Será un pacto entre ambos por un fin común?
¿Si el priísta se proclamara seguidor de Chivas, yo le daría mi voto?

Dudas que llegan, y se van. Apuestas creativas que no llegan. Apuestas trilladas que continúan. La historia de cómo comenzó la apuesta es realmente curiosa, todo empezó cuando el dueño de las Chivas publicó un tuit asegurando que su equipo está sobre bases sólidas y que confía totalmente en el director técnico Matías Almeyda:

“Ya se verá en el próximo partido y, por experiencia, les puedo decir que no hay quien lo me lo niegue” escribió.

A lo que José Antonio Meade, con una frase en apoyo a su equipo respondió:

-“Yo mero ¡Goooya, goooya! ¡Universidad!”

La conversación pública en Twitter continuó hasta que acordaron la apuesta, misma que su resultado se sabrá el próximo domingo 25 de febrero, cuando ambos equipos se enfrenten en el partido de la jornada número nueve en la Liga MX.

La apuesta Mea-de-Verga-ra, (léase sin tono alburero), más allá de propósitos políticos o futboleros que cada uno tenga, esta pudo tomar un camino diferente. En vez de apostar: “ponerse la playera del equipo rival en algún evento de cada uno”.

Bien pudieron pactar algo con fin altruista: Donación a fundaciones, ayuda a niños de la calle, alfabetización para los americanistas, que sé yo… Algo más que una simple apuesta que tiene más tinte político que olor futbolero…
Creo yo.

¡El Domingo ganamos en la Capital Rojiblanca!

Be the first to comment on "Meade-Vergara"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*