Carlos Cisneros, un volante de altura

Cisneros, otro joven canterano del Guadalajara, ha tenido sus mejores momentos hasta ahora en la escuadra de Matías Almeyda, a quien ya conocemos entre muchas otras cosas por las oportunidades que les da a los más jóvenes de jugar en el equipo grande. Este tapatío es uno de ellos, y ha demostrado estar a la altura de las expectativas.

El jugador de 24 años debutó en el 2013 con Benjamín Galindo como director técnico. En ese entonces apenas y vio el campo en uno o dos partidos y menos de un año después ya estaba siendo cedido, como casi todos los jóvenes del Guadalajara, a los Coras, en Tepic, para que agarrara experiencia.

Y como todos los canteranos del Guadalajara, Cisneros dejó Coras y regresó a casa un año después, cuando convenció a los directivos tapatíos con su actuación, más madura y participativa. “El Charal” se convirtió así, en 2015, en un refuerzo más del Guadalajara, poco antes de que José Manuel de la Torre dejara la dirección del equipo.

Fue en el Apertura 2015 cuando Cisneros vio más minutos en el campo dentro de la Liga MX, justo cuando el cuadro tapatío vivía uno de sus momentos más grises de los últimos años. En su regreso, Carlitos jugó nueve partidos, sumando 566 minutos de acción en ese torneo.

No cabe duda que el volante vivió su mejor temporada, hasta ahora, en los torneos Clausura y Apertura del 2016, ya bajo la dirección del argentino Matías Almeyda. En el primero, Cisneros sumó cuatro goles para el Guadalajara en los 16 partidos que disputó, mientras que para el Apertura de ese mismo año logró marcar un gol en los mil 225 minutos en la cancha.

Cisneros habría sido un fantástico elemento en el torneo Clausura 2017, cuando Guadalajara se coronó campeón. Sin embargo, el volante fue baja durante todo el torneo debido a una lesión y, posteriormente, una operación por un tumor benigno.

Por fortuna, Carlos ha ido recuperándose favorablemente y hace unos meses volvió a ver acción en la cancha. Poco a poco, como recomendaron los doctores. “El Charal” ha jugado seis partidos en el Apertura 2017 y ha sumado un gol más a su historial, con lo que demuestra que es un elemento muy valioso para el equipo.

Cisneros, quien no oculta que tiene la mira puesta en Europa, estará más que preparado para el siguiente torneo y así el volante volverá a ser tan efectivo como lo fue antes de sufrir tanta lesión. Tiene la mentalidad de mejorarse y ser parte de los grandes, así como la camiseta del Guadalajara bien puesta. Con todos elementos, hay mucho qué esperar de Carlos Cisneros todavía.

Be the first to comment on "Carlos Cisneros, un volante de altura"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*